All of old. Nothing else ever. Ever tried. Ever failed. No matter. Try again. Fail again. Fail better.

Nothing else ever

Carta abierta de un pedófilo

leave a comment »

Vía Steam Monkey leo esta carta abierta de un compañero. Sólo se puede aplaudir las verdades que clama. No hace falta agregar ni acotar nada. Léanlo, es tan puntual como genial. El link original contiene una bella obra del artista inglés Alex Prager, con una hermosísima niña en una posición, tal vez, demasiado lasciva.

 

Últimamente aparecen muchas noticias sobre desarticulaciones de bandas dedicadas a la pornografía infantil en Internet. Todo el mundo se escandaliza por que es el peor crimen que se puede cometer. Todo el mundo piensa en sus hijos, nietos, hermanos y se les encoje el corazón pensando en que alguien pueda abusar de ellos sexualmente y se llenan de rabia contra esos monstruos que son capaces de hacer daño a unos inocentes e indefensos niños. Habría que matarlos a todos o sino dejarles que se pudran en la cárcel.

Pero nos engañan, nos mienten, nos asustan y así pueden hacer con nosotros lo que quieran. Primero vender más periódicos o anuncios en TV. Piensan que somos tontos pero no lo somos, solo somos cómodos y tenemos miedo. Por eso les permitimos que a cambio de nuestra aparente protección y tranquilidad nos vayan robando poco a poco nuestras libertades, esas que han pagado nuestros padres y abuelos muchas veces con su sangre, ¿Ya hemos olvidado que hace poco las mujeres no podían votar o los homosexuales iban a la cárcel o al paredón?

No dejes que te engañen. Los pedófilos son personas que se sienten atraídos por los niños. Eso no significa que les hagan daño. A ti te puede atraer tu vecina o vecino y no por eso eres un violador. Dicen que es una enfermedad como decían de los homosexuales hace poco. Somos libres o deberíamos serlo para sentirnos atraídos por lo que sea, una cabra por ejemplo, mientras respetemos a los demás y no les hagamos daño. Si no respetamos la libertad de los demás tarde o temprano perderemos la nuestra. Y como seres humanos cada uno de nosotros es único y debemos cuidar y respetar esa unicidad.

Los que hacen daño a los niños son los pederastas. Existen y han existido siempre. Son tan enfermos dañinos y peligrosos como los violadores o asesinos. Ellos no aman a nadie solo sienten odio y lo descargan haciendo daño. Y es tan cruel hacer daño a un menor como a un mayor. No hay más ahora que antes solo que ahora nos enteramos de todo lo malo que pasa por que cualquier cosa que estimule nuestra curiosidad vende mucho.

Todos somos curiosos. Es parte de nuestra esencia humana. La evolución de nuestra especie se basa en la curiosidad. Por eso nos paramos cuando vemos un grupo de personas para enterarnos de lo que pasa. Frenamos en la autopista para ver un accidente. Le preguntamos a la vecina para que nos cuente el último chisme y vemos las noticias que fundamentalmente están compuestas de sucesos que llaman nuestra curiosidad. Somos curiosos con todo aquello que se sale de lo que nos rodea, de lo que estamos acostumbrados. Cuando nos acostumbramos perdemos el interés y nuestra curiosidad nos lleva a otras cosas. Por eso se esfuerzan los medios de comunicación en agrandar y desvirtuar las noticias para estimular nuestra curiosidad y vender más publicidad que es de lo que viven.

La curiosidad no debe ser un delito, porque es parte de nosotros. No debemos permitir que coarten nuestra libertad a ser curiosos o a no serlo si es esa nuestra elección. O en que somos o no curiosos.

El delito de la mayoría de personas acusadas de tenencia y distribución de pornografía infantil (que no de pedofilia que ya he dicho lo que es) es su curiosidad. Han tenido la mala suerte de bajarse de internet archivos con contenido prohibido y compartirlo en la red. Pero es que en las redes de intercambio como el Emule eso es automático y mientras estás bajando algo, aún sin saber que es, ya lo estás compartiendo. Pero queda muy rimbombante y vende mucho crear alarma social y miedo con esas redes de distribución de pornografía infantil que solo existen en la mente y en el interés de algunos.

Esas personas pueden ser tu hermano, tu hijo, tu vecino o tu mismo. Puede ser por error, por casualidad o por curiosidad. ¿Es eso un crimen? ¿Deben destruir la vida de una persona por su error o su curiosidad?

Argumentan los políticos que la visión de ese material fomenta el abuso de menores. Pronto prohibirán las películas de asesinatos por que deben fomentar los mismos o las películas de violencia o con violaciones y se perseguirá al que las vea o coleccione. Cuidado con Tarantino. Puede llegar el día en que se les acuse de incitación al crimen. Todo llegará si lo permitimos. Hace poco vi en televisión en un noticiario de máxima audiencia, cuando los niños aún están despiertos y muchas familias cenando frente al televisor, la lapidación de una menor. Me pareció horroroso. No que podamos sentir curiosidad, morbo, rabia y un montón de sentimientos. Sino que utilicen esos sentimientos para ganar dinero y aumentar la audiencia. ¿Y eso no es peor que descargarte un video o imagen de pornografía infantil por internet? ¿Deben procesar a TVE o Tele5 por emitir esas imágenes de una menor siendo asesinada brutalmente a pedradas?

¿A dónde vamos a llegar? A dónde dejemos que estos políticos manipuladores y oportunistas nos lleven. A una nueva caza de brujas. ¿A cuántas dejaremos que quemen en la hoguera?

Hay muchos intereses monetarios para que tengamos miedo de compartir música y videos por internet. Perseguir a unos pobres curiosos o despistados es una buena táctica si además los hacemos parecer ante los demás como unos depravados peligrosos. ¿Quién se va a atrever a defenderlos? No nos equivoquemos. Los depravados y peligrosos son los que hacen daño a los demás. Los que nos engañan y manipulan para conseguir sus intereses: poder y dinero. No esos pobres que han tenido la desgracia de ser carne de cañón para los intereses de los que nos gobiernan.

Que dediquen el dinero que pagamos a protegernos de verdad a nosotros y nuestros hijos. Que localicen y detengan a los que nos hacen daño de verdad, matan, violan, roban o nos engañan. Que inviertan en educación para que nuestros hijos, los hombres de mañana, aprendan a respetar a los demás y ha ser felices sin tener que hacer daño a nadie. Esa es la mejor inversión. ¿Qué tenemos en nuestros colegios e institutos? Lo que sembramos recogemos.

Tenemos derecho a ser curiosos, a ser nosotros mismos mientras no hagamos daño a nadie. Tenemos el deber de defender nuestras libertades en las libertades de los demás, nuestros hijos, hermanos, padres, vecinos. Muchos dejaron sus vidas para que ahora la comodidad y el miedo nos impida defenderlas. Somos más inteligentes de lo que nos creen y vamos a defender nuestros derechos sin avergonzarnos de ser humanos, de ser curiosos.

Antes fue la caza de brujas. Luego los homosexuales, las feministas, los comunistas, etc. Ahora son los pedófilos o curiosos. ¿Pero qué hay detrás de esta caza? ¿Cuál es la verdad que ocultan? ¿Por qué nos manipulan y mienten?

No lo permitas.

Tu hermano, hijo, padre o vecino.

aldulib@yahoo.com

13/7/2007

Written by porlaverdad3

03/02/2009 a 11:36

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: