All of old. Nothing else ever. Ever tried. Ever failed. No matter. Try again. Fail again. Fail better.

Nothing else ever

A todos

En la pagina oficial del FBI alertaban sobre su accionar. Es un código para muchos secreto que en los últimos tiempos muestra como actuan los “Boylovers”.

La detención de tres argentinos acusados de integrar una banda que captaba menores para fotografiarlos, abusarlos y filmarlos mostró su peor cara y sacó a la luz un entramado siniestro que tenía lugar por varios barrios de la capital y el conurbano. Uno de los detenidos era incluso coordinador de viajes de egresados y se cree que mediante las distintas filmaciones y fotografías comercializaban todo ese material con distintas organizaciones de pedófilos.

El Movimiento Activista Pedófilo, referido por algunos partidarios como el movimiento del ‘amor hacia los niños’, es un movimiento social que abarca una variedad amplia de opiniones y aboga por la aceptación social de la atracción romántica de los adultos hacia los niños y por ciertos cambios en las leyes criminales y respuestas culturales que conciernen a la pedofilia.

Los “Boylovers” como se definen subían los videos e imágenes a distintas páginas de pedófilos a las que no todos pueden acceder. Las víctimas eran en su mayoría limpiavidrios y chicos en situación de calle, aunque también contactaban a menores a través de facebook, una de las redes sociales más grandes de Internet.

En Enero de 2008 una de las dependencias del FBI elaboró un informe sobre la pedofilia. En ella, se indican una serie de símbolos utilizados por pedófilos para ser identificados (ver ilustración adjunta). Los elementos que utilizan para identificarse son siempre compuestos por la unión de 2 similares, uno dentro del otro. El de forma mayor identifica al adulto, la parte menor al niño. La diferencia de tamaños entre ellos muestra una preferencia por niños mayores o menores en cuanto a la edad. Los hombres son triángulos, corazones de las mujeres. Los símbolos se encuentran en objetos como, monedas, joyas, anillos, colgantes, entre otros.

Los triángulos representan a los hombres que le gustan los niños (el detalle cruel es el triangulo más pequeño, que representa al hombre que le gustan los niños bien pequeños); el corazón son hombres (o mujeres) que gustan de niñas y la mariposa representa a quienes gustan de ambos, según el informe.

Estos datos fueron recogidos por el FBI durante varios allanamientos en domicilios de pedófilos. La idea de los triángulos concéntricos es la de una figura mayor envolviendo a una figura menor, dentro de una genialidad pervertida de un concepto gráfico. Existe un nivel mayor de crueldad, porque a esos seres les gusta exhibirse en códigos para otros, haciendo uso de esos símbolos en bijouterí, monedas, trofeos, adhesivos.

Una de las páginas con las que tenían contacto era “boylovers.net”, allí habría chats comprometedores para los detenidos. Así se comunincan y refuerzan sus contactos. A esas páginas solo se puede acceder tras una identificación y siendo miembro de la organización. Según un estudio de las autoridades españolas por día se crean unas 500 páginas de pornografía infantil. Al mismo tiempo también muchas son levantadas y prohibidas. Existen organizaciones que llegan a pagar 5000 euros por un video. En la argentina la tendencia va en aumento, afortunadamente esta vez los detuvieron.


¿No se dan cuenta que así lo único que logran es que la gente crea que ser paidófilo es ilegal? ¿Que impiden a personas con una sexualidad diferente poder decir “Sí, soy esto, ¿y qué?”? ¿Qué las discriminan, las aíslan y las torturan aún más? No se dan cuenta que igualando:

pedofilia = abuso infantil

pedófilo = pederasta

¿sólo hacen que sea cada vez más difícil admitir la propia sexualidad? No todos somos criminales. Sólo queremos expresarnos. Sólo eso pedimos. Dar nuestra opinión. Este blog es una opinión, no más que eso. Cuando escriben “banda de pedófilos”, yo me pregunto… ¿cuándo en mi puta vida habré leído una noticia donde dijiera “banda de heterosexuales”? ¿Cuándo? ¿Nunca? Sólo hacen que esto sea más difícil, mucho más difícil, impidiéndole a la gente expresarse por temor, por temor a que la gente crea que por ser “paidófilo” uno es un pederasta, que abusa de niños, integrante de una “súper mega archi recontra red de pornografía infantil”. Sólo lo hacen más difícil, hasta el cansancio, hasta las ganas de llorar, hasta el llanto, hasta el hastío, hasta las ganas de pegarles un tiro y hervirlos en aceite, hasta la desazón, hasta la desazón y esto que es una lágrima.

Gracias.

A %d blogueros les gusta esto: